Inicio Contacto Mapa Web Conectarse conectarse

 

HEMEROTECA

 
19 de Noviembre de 2012

Palmira Delgado, reelegida Decano del Colegio Notarial de Castilla-La Mancha

Fue la primera mujer elegida decana en la historia del Notariado

De enero a octubre de 2012, más de 190.000 castellano-manchegos han acudido a un notario de esta Comunidad para realizar algún tipo de operación (testamentos, poderes, compraventa de viviendas, capitulaciones matrimoniales, constitución de sociedadesÂ…)

Albacete, 19 de noviembre de 2012.- En las elecciones celebradas ayer, Palmira Delgado Martín ha sido reelegida decana del Colegio Notarial de Castilla-La Mancha por un periodo de cuatro años.

Palmira Delgado fue la primera mujer elegida decana en la historia del Notariado (elecciones de 2009). Es delegada de la sección de asuntos internacionales del Consejo General del Notariado y ha sido miembro de su Comisión Permanente. En la actualidad tiene 50 años y es notario desde abril de 1990. Desde octubre de 2009 ejerce en Sigüenza.

La nueva Junta Directiva de este Colegio Notarial queda integrada por Palmira Delgado Martín, notario de Sigüenza (decano); Luis Fernández-Bravo Francés, notario de Bolaños de Calatrava (vicedecano); Francisco Antonio Jiménez Candela, notario de Albacete (tesorero); Jesús Domínguez Rubira, notario de Cuenca (secretario); María Luisa García de Blas Valentín-Fernández, notario de Ciudad Real (censor primero); María Alicia Aragoncillo Ibeas, notario de Cabanillas del Campo (censor segundo) y Nicolás Moreno Badía, notario de Toledo (censor tercero).

En Castila La Mancha trabajan 129 notarios repartidos entre las provincias de Albacete (24), Ciudad Real (34), Cuenca (13), Guadalajara (16) y Toledo (42).

En el período comprendido entre enero y octubre de este año, 190.749 ciudadanos castellano-manchegos acudieron a un notario de esta Comunidad para cuestiones como la compraventa de inmuebles, testamentos, constitución de sociedades, adjudicación de herencias, donaciones, capitulaciones matrimoniales, poderes, pólizas y actas, entre otros servicios notariales.

Función del notario
Los notarios en España, unos 3.000, están repartidos geográficamente por todo el territorio español, incluso en localidades muy pequeñas, con el fin de garantizar este servicio público. Los ciudadanos tienen el derecho de elegir al notario que prefieran. El colectivo notarial está organizado por Colegios, 1 por Comunidad Autónoma, que les apoyan en su función y al tiempo controlan su actuación. Los decanos de estos 17 colegios integran el Consejo General del Notariado, que representa al colectivo a nivel nacional. Los notarios dependen jerárquicamente de la Dirección General de los Registros y del Notariado (DGRN) del Ministerio de Justicia.

El notario es un funcionario público que ejerce en régimen profesional. Controla la legalidad y es un pilar básico del sistema de seguridad jurídica preventiva español. Tiene el deber de asesorar imparcialmente, interpretar, configurar y autentificar con arreglo a la ley la voluntad de las partes, que recoge en la escritura pública. Por eso el Estado atribuye a la escritura importantes efectos: tiene valor probatorio, ejecutivo y legitimador.

Los ciudadanos acuden al notario en momentos muy importantes de su vida: las notarías son observatorios de la realidad del país. Se acude al notario para: comprar o vender un inmueble; contratar un préstamo hipotecario o personal; constituir una sociedad; hacer testamento; heredar, hacer una declaración de herederos abintestato; donar; proteger jurídicamente a un hijo discapacitado; otorgar capitulaciones matrimoniales; otorgar un poder; redactar un acta; hacer una póliza; nombrar tutores; gestionar arrendamientos; formalizar convenios de separación; ejercer retractosÂ…

  Volver a Índice